Ariel Aqueveque Marín

todo en pocas palabras

De un viaje

El-idioma-Tailandés-470x260

Resumen visceral del texto: yuuuupi ¡me voy a Tailandia!

De un empujón final

terminar con una vida de ego,

de cuentas y calles de próceres,

de microcosmos y palabras

que me definen.

 

He dejado todo,

la deuda eterna y los clavos

que atan el futuro a los pies

con lindos nombres

y promesas.

 

Que mi mente

no engañe otra vez

con sus angustias a mi cuerpo

mientras vuela sutil y liviano

al pánico de lo desconocido.

 

Evitando sombras y reflejos

para ver todo lo que está en medio

de esas emociones nuevas

como cronista del espacio

que transcurre.

 

Así como la gente es el inverso

de lo que muestra su armadura

la máscara, la persona,

ni bueno, ni malo, equilibrando

su propia armonía.

 

Así el mundo tiene

un reverso espiritual y terrenal

ni bueno, ni malo,

sólo otra perspectiva del todo

que nunca nos será revelado íntegramente .

 

La gente y el mundo

son infinitos, pero conocer sus claroscuros

siempre servirá para vernos de nuevo

y acercarnos un poco

a las fronteras de nuestro espíritu,

donde habita lo que no une a todos,

en el silencio cegador de las sombras y los reflejos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el marzo 31, 2018 por en Sin categoría.
A %d blogueros les gusta esto: